Ninguna marca puede comprar la forma de mirar… Ni el estilo

Es como un voice laaaargo, si estas en el móvil ve a por café y luego recuéstate a leer. El estilo propio no tiene marca.

0 24

Acabo de ver «Very Ralph» el nuevo documental de HBO acerca de la vida del diseñador, sumado a las declaraciones de Carolina Herrera, creo que he encontrado una eureca de la moda: Que no se nada de moda. Aprendo acerca del estilo

<Vamos hace un par de días atrás>

Mientra mi café se enfriaba, la televisión me mostraba en la pantalla a la esposa de Ralph Lauren. Hermosa, sencilla pero irreverente. Una Señora Rubia que podría ser la bandera de paz entre Inglaterra y Estados Unidos. Contaban a su vez el nacimiento de la marca POLO y de como se construye la marca como hoy en día la visualizamos en nuestra cabeza. Por cierto, un buen producto y manejo del marketing, reflejado en la publicidad de las revistas de la peluquería y el odontólogo de lo 90´s, son la causa que con éxito ha construido esta impronta en tu cabeza.

Mientras tanto me habla en cintas caseras la Señora Rubia en el documental, sin miedo a usar ropa de hombre, que mixta ropa deportiva con lentejuelas, de vaqueros y camisa blanca pero con un toque extravagante. La musa para TODAS las colecciones de Ralph de mujer, presta atención a lo anterior e importante,

 

Aún seguía sentada en mi hombro Carolina, repitiendo en mi oído,  que todas las influencers se ven igualitas.

Y mientras yo me interesaba en la historia de la construcción del imperio mediante el producto increible, pero ya muy dado por hecho, los analistas hablan del éxito de la marca: LA MODA INTUITIVA. ¿Anotaste eso? Si, tambien es importante como lo de la Señora Rubia y la Carolina en mi hombro.

 

 

<Volvamos al presente>

Las cientos de estrategias, los malos enfoques, las necesidades no cubiertas, la moda por encima del diseño, la misma ropa una y otra y otra y otra vez me han saturado, Instagram dejo de tener sentido y me embarque en un viaje de investigación y reflexión. Inspiración. Me mude de ciudad, de nuevo, y me pase un mes y medio solo observando, notaba algo mas preocupante que la mi saturación de moda: Todo el mundo se ve igual. ¡Sacrilegio! No. Wait, todo el mundo se sentía igual No era una cuestión de moda. Era cuestión de gente. Hasta la gente de muy del top de la moda se veía igual.

Hasta hace dos días.

Cuando descubrí en la Señora Rubia representaba la esencia de una mujer con magia, esa que no lo puedes ver a cabalidad en una modelo en una pasarela, la pana Carolina volvía a ser la voz de la razón, ya tampoco lo puedes ver en las influencers y se supone esa es su función. El estilo propio no tiene marca.

No grita, habla de manera intuitiva, no profundiza, no agita las aguas. Solo, está allí, existe y no puedes explicarlo. Una cosa muy humana. El estilo es como el arte, no puedes explicarlo, solo sentirlo. El mensaje es silente.

En la moda y como ropa, tal vez podría decirse que es una mezcla de diseño con estilismo, hay marcas muy expertas en esto, como Gucci por ejemplo. Supongo se busca recrear un personaje que solo existe cuando hay una real personalidad que vestir. Yo lo veia a nivel de diseño, supongo mi educación arquitectonica me da esa perspectiva, en donde el elemento de composición auténtica sobresale por mérito propio.

Se me había olvidado que en la moda hay un factor mas ademas de la ropa: La gente.

Gente con estilo que cuando mira y sonríe te sientes en una película. No hay nada detrás de ellas, pero suena música y aparece un set de película que te transporta a su estilo de vida con solo un girar de cabeza y movimiento de su cabello.

¿Te ha pasado? Dime por favor que te ha pasado y que no estoy yo desvariando en la calle escuchando música en mi cabeza cuando la gente me habla.

Los blog de marketing y las agencias de influencers trabajan duro para hablar de Internet, publicidad y definir estilos de vidas alrededor de personas que cobran dinero solo por existir. Yo pienso que si no tienen contenido de valor, para mi, la publicidad existe pero no hay aporte de plusvalía a la marca. Cero es igual a cero. pero ahora descubrí una nueva capa, porque el estilo no se compra.

No se puede comprar nada que venga de adentro, de hecho.

Ralph Lauren AW 2020
Ralph Lauren AW 2020

 

Ninguna marca puede comprar la forma de mirar. Ningún influencer puede comprar la forma de moverse. No se pueden hacer transacciones a través de una esencia que no existe. No se puede fingir ante una cámara, no se puede crear en una colección de una persona muy imaginaria. De una magia con miedo de vivir, de mostrarse, de ser diferente. Algo de lo que hoy en día se habla mucho pero se ve poco.

Todos lo notan de manera intuitiva, aún sin ser expertos, es lo que le da vida a la moda en los seres humanos. Lo que hace que una colección sea buena o que muchos números en Instagram representen un éxito real. Una huella.

Supongo que si estas en el negocio y esta es una situación que te preocupa, puedes buscar en Internet como tener estilo. Hay cientos de artículos. Puedes usar la ropa de las imagenes que estan alli para recrear un estilo, no será tu estilo, pero será un estilo. La pana Carolina se sentará en tu hombro.

Yo creo que el secreto no está en Internet, pero yo no soy experta en magia, supongo que tener estilo está asociado con lo que tu consideras libertad de ser libre de ti y de tu entorno ¿por qué querrías un estilo de google o vsco y no TU estilo? ¿No se supone debemos just be? Fluir. Sin sistema ni negocio. Que tema tan raro.

El arte de ser arte no debería ser un negocio que se diseña para pretender que se es arte. Siempre pensaré en la Señora Rubia para eso. Se es arte solo siendo arte.

Carolina me ha dejado en paz, hicimos las paces, aunque nunca nos peleamos, yo estoy de acuerdo con ella. Yo estoy de nuevo inspirada, sigo aprendiendo de la gente mas que de la moda. Hace dos dias comprendí que la moda en masa significa industria. Pero la moda en cada uno de lo individuos habla de personalidad, sea o no una pieza de diseñador. Nunca me cansare de repetir que es magia.

Subraya arte. Google si te ayudara con eso. A mi nunca me falla…

Amen hermana. Kiss and Boom.

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.